Dos avezados delincuentes provistos de armas de fuego irrumpieron en una casa de apuestas, ubicada en el jirón Francisco Pizarro del centro histórico de Trujillo y luego de amenazar a las trabajadoras se apropiaron de más de 2,000 soles de las ganancias de dos días.

El asalto se registró al promediar  las 9:00 de la mañana cuando las empleadas del local se encontraban abriendo sus instalaciones, de pronto los sujetos aparecieron para empujar a las mujeres y encañonarlas. Era un momento oportuno para cometer su fechoría debido a que a esa hora no existe presencia policial por la zona.

Una vez reducidas y golpeadas con la cancha del revolver fueron obligadas a entregar la clave de la caja registradora donde estaba todo el dinero. Todo fue tan rápido que los trabajadores no tuvieron tiempo de reaccionar y llamar al servicio de Seguridad Ciudadana de la comuna. Con el botín en su poder los delincuentes huyeron con rumbo desconocido.

Las trabajadoras dijeron que los asaltantes tenían el porte y acento de ciudadanos venezolanos y según las primeras informaciones esta banda delictiva estaría cometiendo diversos delitos en varias zonas de la ciudad, por ello que se ha generado el temor de propietarios de locales.

(FUENTE: LAREPUBLICA.PE)

Por director