Pasadas las fiestas de fin de año, el gerente del Servicio de Gestión Ambiental de Trujillo (Segat), Fernando Días Alarcón, explicó por qué en algunas calles el servicio de limpieza fue tardío. Indicó que, debido al aumento del comercio en la ciudad, el volumen de residuos sobrepasó las 800 toneladas, lo que dificultó la limpieza en todas las zonas programas en el plan de contingencia.

Sostuvo que los operarios de limpieza salieron a trabajar a las 4 a.m. del 1 de enero y continuaron su trabajo durante todo el día, sin embargo, algunos servicios fueron lentos debido a la ausencia de gran cantidad de choferes.

“En el plan de contingencia se priorizó las avenidas principales, tales como la av. España, av. América, Eguren y demás. Sin embargo, hay que destacar que el poder de adquisición de los ciudadanos, para fin de año, aumentó considerablemente, por lo cual, la cantidad de residuos fue mayor”, refirió Días Alarcón. (Fuente: laindustria.pe)

Por director